TPL_GK_LANG_MOBILE_MENU

728x90

Desde las Comunas 11 y 15 de la Ciudad de Buenos Aires
 29 de mayo de  2017

30 de noviembre de 2012

ESPACIO CULTURAL CARLOS GARDEL

Pedido de informes por presuntas irregularidades 

Con la firma de cuatro de sus siete miembros, la Junta Comunal 15 elevó un pedido de informes sobre presuntas irregularidades en el Espacio Cultural Carlos Gardel, ubicado en la calle Olleros 3640, del barrio de Chacarita.

Se trata de la Resolución N° 7 de ese ejecutivo colegiado, que fue suscripta por sus integrantes Carlos “Lito” Grisafi, Camila Rodríguez y Luis Cúneo, todos ellos del Frente para la Victoria, y por Carlos Méndez, de Buenos Aires para Todos, y elevada al director general de Promoción Cultural del Gobierno de la Ciudad, Guillermo González Heredia.

Las presuntas irregularidades habrían sido advertidas por vecinos, quienes las hicieron públicas en el Consejo Consultivo correspondiente, el que a su vez solicitó a la Junta que elevara al área correspondiente un pedido de informes sobre la situación del referido espacio cultural.

Los considerandos

En los considerandos, la Resolución de la Junta, además de invocar la Constitución de la Ciudad y la Ley 1.777 de Comunas, precisa, entre otras cosas, que “el Espacio Cultural Carlos Gardel se encuentra enclavado en el territorio de la Comuna 15” y que “fue inaugurado en un viejo galpón recuperado por organizaciones sociales, instituciones, vecinos y vecinas de nuestra comuna”.

Dice también que “fue votado como prioridad durante la realización del presupuesto participativo del año 2003 con una alta participación comunal” y puntualiza que “el Consejo Consultivo Comunal, en su octava asamblea realizada el 24 de octubre del corriente año, expresó en su Declaración N° 27 su preocupación por la situación del Espacio Cultural Carlos Gardel” en la que le solicitó a la Junta que requiriera “un exhaustivo pedido de informe al área que tiene bajo su jurisdicción” al referido establecimiento.

Menciona asimismo que “el propio Consejo Consultivo, junto a otras instituciones, [fue] víctima de la negativa de la Coordinación del Espacio Cultural a la apertura del lugar, con la permanente excusa de que ‘afecta la programación’”.

El cuestionario

En su extenso cuestionario, los firmantes empiezan por solicitar a González Heredia que informe “por qué motivo se redujo de 18 a 6 la oferta de talleres y cursos que brinda el Espacio Cultural respecto del año 2011 al presente”, cancelando los restantes, así como “cuál fue el destino de los docentes y talleristas que dictaban esos cursos” y “cuál es el estado actual de los talleres y cursos”.

Preguntan seguidamente “cuánto es el personal con el que cuenta el Espacio Cultural y su tipo de contratación” y “si se utiliza personal dependiente del Carlos Gardel para tareas fuera de él y fuera de horario, y si eso es remunerado o compensado”.

Por otra parte, y con respecto a la biblioteca Alfredo Le Pera, que funciona en el establecimiento, indagan si efectivamente “cuenta con los 3.000 volúmenes producto de donaciones” y “cuál es el catálogo actual, el horario de funcionamiento, si este ha sufrido alguna alteración y quién es el responsable del patrimonio bibliográfico”.

En otros ítems del cuestionario se requiere “si el Espacio Cultural Carlos Gardel tiene algún alquiler, comodato, convenio o contrato de alguna naturaleza con cualquier productora privada” y que de ser así, se remita a la Junta “copia del acto administrativo que avala ese procedimiento”; si en el lugar “se realizan ensayos y castings de productoras privadas y si esto fuera cierto, bajo qué circunstancias”, y “si en los últimos seis meses se han realizado eventos, presentaciones o funciones de organizaciones o instituciones con tarifa arancelada”.

En los siguientes interrogantes, los firmantes inquieren “cuál fue la programación de agosto, septiembre y octubre, la del mes en curso y la de diciembre”, así como “si los nuevos coordinadores, los señores Fabio Virgilio y Carlos Raimundi, han sido nombrados como tales” y, en caso afirmativo, piden que se adjunte “el acto administrativo por el cual fue realizado”.

Por último, procuran averiguar “por qué ha cambiado la política de relaciones con la comunidad”, ya que, según los firmantes, a “instituciones, escuelas y jardines que históricamente han realizado eventos allí, en la actualidad se les ha sido negado, o recortado, el tiempo disponible”.

Secciones

Nosotros

Contacto